¿Qué ha pasado en Twitter?

El pasado 15 de junio sobre las 10 de la noche (hora europea) pudimos ver cómo docenas de cuentas de la red social Twitter de figuras como Bill Gates, Elon Musk, Jeff Bezos, multinacionales como Apple, Uber o empresas relacionadas con el bitcoin; empezaron a twittear mensajes parecidos al siguiente:

“Todo el mundo me pide que devuelva, y ahora es el momento. Doblaré todos los pagos enviados a mi dirección bitcoin durante los próximos 30 minutos. Envías 1.000 dólares, te devuelvo 2.000.″

Escribía supuestamente Bill Gates en su cuenta de Twitter.

No muchos cayeron en este timo, pero debido a la gran escala en la que se realizó y el gran número de usuarios de Twitter, los atacantes acabaron recolectando en unos 40 minutos más de 28 BTC un equivalente a 250.000 dólares.

Una vez vemos esto, nos planteamos muchas preguntas sobre cómo esto ha podido suceder en una red social como Twitter y si es realmente es segura.

En un principio la respuesta de Twitter fue nula, tan solo se dedicaron a borrar los tweets que prometían duplicar tu dinero, pero a medida que se fue extendiendo y llegando a más personas, decidieron bloquear a usuarios verificados la posibilidad de publicar nuevos tweets.

Según informaron ayer desde Twitter, los atacantes manipularon con éxito a unos pocos empleados y utilizaron sus credenciales para acceder a los sistemas internos de Twitter pudiendo iniciar un restablecimiento de contraseña, iniciar sesión y enviar Tweets desde exactamente 45 cuentas.

“Además, creemos que pueden haber intentado vender algunos de los nombres de usuario. Para hasta ocho de las cuentas de Twitter involucradas, los atacantes dieron el paso adicional de descargar la información de la cuenta a través de nuestra herramienta “Sus datos de Twitter”.”

Ha informado la compañía a través de un comunicado.

Por otra parte, el sitio Motherboard informó que los atacantes habrían pagado a un empleado de Twitter para acceder a esas herramientas entre las que se encuentra un panel en el que los trabajadores pueden interactuar con las cuentas de los usuarios de diferentes maneras.

A día de hoy todavía no se conoce quiénes realizaron este gran ataque aunque según el reportero de Nathaniel Popper y Kate Conger, serían jóvenes sin mucha experiencia, de unos veinte años de edad e incluso viviendo aún con sus padres por los que ya se ofrecen un millón de dólares.

El ataque sucedió justo el día que se cumplían 14 años de la fecha de lanzamiento de Twitter, un regalo que no debe de haber gustado mucho a la compañía.

¿Qué os parece todo lo que ha pasado? ¿Consideráis a Twitter como una red social segura después de esto? Dejádnoslo en los comentarios y, como siempre, ¡muchas gracias por leernos!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puede interesarte